El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

You must have the Adobe Flash Player installed to view this player.
24Agosto2015
PDFImprimirE-mail
Redacción

JEAN-MICHEL BASQUIAT EN EL GUGGENGENHEIM

Basquiat-El.Rollo.Higienico

En 1980 se mostraban por primera vez sus trabajos bajo el paraguas de un espacio acotado al arte en el Time Square Show, junto a otros artistas no convencionales como David Hammons y Jenny Holzer, entre otros; pero es en 1982 cuando la obra de Basquiat cruza el muro que separa la calle del espacio artístico. El neoyorkino da el salto a las grandes galerías del momento, Marlborough, Sidney Janis, Mary Boone y la Gagosian Gallery de Los Ángeles, y comienza una fructífera amistad con Andy Warhol y Francesco Clemente. El encuentro entre Andy Warhol y Jean-Michel Basquiat, dio paso a la simbiosis entre discípulo y maestro, y sirvió para que el viejo Warhol vampirizara de algún modo la sabia fresca que el artista callejero le ponía en bandeja. A pesar del acontecimiento, el resultado de aquella comunión ha quedado como algo anecdótico y no dejó un buen sabor de boca para la crítica.

La obra de Basquiat es un cóctel bien aderezado de Warhol, Haring, Twombly, Rauschenberg, Dubuffet y por qué no de Picasso, como así se constata en la muestra. Y es también una pintura reivindicativa donde prima el negro frente al hombre blanco, y donde están presentes atributos como la corona, la música hipo hop, el cómic y la visceralidad.

Basquiat--El.Rollo.Higienico La situación caótica que vivió en el domicilio familiar antes del divorcio de sus progenitores Gerard Basquiat y Matilde Andrades, fue quizás el detonante de toda esa explosión artística que arrasó primero las calles, y después museos y galerías, con su filosofía del arte y de la vida, un pensamiento y un modo de hacer anclados en una exquisita educación y una dotación natural que su madre fomentó desde temprano.

Jean Michel Basquiat se sintió libre en su vagabundeo por las calles de Nueva York, se sintió poderoso expresando su experiencia por medio de la pintura y la poesía, se sintió inmortal frente a las reverencias que el mundo del arte le dedicó. Sólo se rindió ante un caballo difícil de domar y que acabó con su vida, en un mal relincho, el 12 de agosto de 1988. Tenía 27 años.

"Jean-Michel Basquiat: Ahora es el momento", comisariada por Dieter Buchhart y Álvaro Rodríguez Fominaya puede disfrutarse hasta el 1 de noviembre de este año, y coincide con la muestra organizada por el Museo de Brooklyn, "Basquiat: The Unknown Notebooks", 160 páginas de documentos del artista apenas conocidos, que comparten espacio con obras en papel y de gran formato, comisariada por Dieter Buchhart y Tricia Laughlin Bloom, ex curadora asociada de Exposiciones del Museo.

Basquiat fue profético cuando unos meses antes de morir y para calmar la preocupación de su amigo Warhol por su afición a las drogas le dijo: No te preocupes por mi, soy inmortal.

Basquiat-El.Rollo.Higienico-

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Última actualización el Ago242015